que ver en ainsa

Que ver en Aínsa, la maravilla medieval del Pirineo

Durante nuestro segundo día durante la ruta de los Pirineos, decidimos adentrarnos en la comunidad de Aragón. Nos habían contado previamente que había muchas cosas interesantes que ver en Aínsa, un coqueto pueblecito de aspecto medieval ubicado en pleno Parque Natural de Ordesa y Monte Perdido.

Para ponernos un poco en situación geográfica, la villa de Aínsa es la capital del municipio Aínsa Sobrarbe, pertenecientes al Alto Aragón, que a su vez está compuesto por unos 23 pueblos, de los cuales algunos visitamos y podemos dar fe de su fantástica belleza.

Aínsa goza de un fuerte pasado medieval, como podemos ver en la formación y estilo de sus fachadas cubiertas de piedra, sus murallas o sus callejuelas estrechas y adoquinadas. Aquí se dice, que durante la Reconquista de Aínsa, los cristianos se alzaron con la victoria frente a los musulmanes pese a ser inferiores en número.

Más allá de su historia medieval, Aínsa es un auténtico remanso de paz, con un turismo activo que busca perderse entre sus calles y disfrutar de su gastronomía. Este singular pueblo puede verse tranquilamente en un día, o incluso en media mañana si vas a buen ritmo. Y si, merece muchísimo la pena visitarlo.

¿Que ver en Aínsa?

Castillo de Aínsa


castillo de ainsa

Una vez llegamos a la villa, una de las visitas obligadas que ver en Ainsa es su castillo, ya que prácticamente debemos cruzar por él para acceder a sus entrañas y está considerado Bien de Interés Cultural y Monumento Histórico Artístico.

Como te comentamos, hay que cruzar las entrañas de los restos de un colosal castillo, del que se conserva una parte más antigua, en la Torre del Homenaje, construida en el siglo XI, dedicada hoy día al centro de interpretación de la Fauna Pirenaica.

En su momento había hasta 4 torreones, del que hoy solo se conserva este último que hemos mencionado. En estas plantas, también podemos encontrar la oficina comarcal de turismo o el Eco Museo. Además, durante el mes de junio se celebra el Festival de la Música Castillo de Aínsa.

Puedes subir también a lo más alto del castillo, donde tendrás unas preciosas vistas de los Pirineos y una panorámica general de la villa de Aínsa, con su Plaza Mayor al fondo.

Plaza Mayor de Aínsa


Plaza Mayor Ainsa

Una vez que cruzamos el castillo, nos encontraremos con la Plaza Mayor, sin lugar a dudas la arteria principal y más destacada que ver en Aínsa.

Esta plaza fue construida entre los siglos XII y XIII, y es todo un punto de referencia para visitantes y lugareños. El bullicio toma gran importancia en esta plaza, donde se han celebrado numerosas ferias y mercados a lo largo de los años. A buen seguro, este lugar sería el punto de reunión de juglares, mercaderes o artesanos de la época. Además, este lugar toma especial protagonismo al encontrarse aquí su Ayuntamiento.

Nos llamó muchísimo la atención el tamaño de esta colosal plaza, con sus balcones y sus bellísimos soportales para resguardarnos del sol o de la lluvia si fuera necesario. Aquí, además podrás encontrar una amplia oferta de bares y restaurantes para reponer fuerzas.

Iglesia de Santa María


iglesia de santa maria ainsa

Otras de los lugares que no deben faltar en tu ruta que ver en Ainsa por un día es la visita a la Iglesia de Santa María. No te será difícil encontrarla, ya que desde la misma Plaza Mayor verás la voluminosa figura de su campanario.

Su construcción acabó a finales del siglo XII, y es posible visitarla por dentro, en el que encontraremos la iglesia, una cripta, un claustro y la torre. Nosotros por falta de tiempo no pudimos acceder a ella, pero su colosal figura nos sirvió para hacernos una idea de la importancia de este monumento en la villa.

Plaza de Alfonso I de Aragón


Justo debajo de la Iglesia de Santa María, nos encontraremos con una coqueta plaza, la de Alfonso I de Aragón. Si quieres hacer un alto en el camino, es una buena opción la de relajarse en este singular escenario.

Una pequeña fuente corona el centro de los jardines y varios bancos de piedra nos invitan a estirar un poco las piernas junto al murmullo del agua.

Calle Mayor y Calle Santacruz


calle mayor ainsa

Desde la Plaza Mayor, encontramos dos arterias principales que conectan con ella y que son a buen seguro las dos calles más importantes que ver en Aínsa: La calle Mayor y la calle Santacruz.

Pasear por estas calles es una auténtica delicia, ya que una agradable sombra nos acompañará por nuestro camino, mientras nos vamos fijando en los balcones repletos de macetas y flores de colores que consiguen darle un contraste precioso a estas calles. ¡Totalmente recomendadas!

Plaza de San Salvador


plaza san salvador ainsa

La plaza de San Salvador, es la desembocadura de la calle Mayor y la Calle Santacruz. Esta plaza tiene su nombre gracias a una iglesia del mismo nombre que había antiguamente, de la que hoy únicamente quedan algunos restos y vestigios.

Un lugar tranquilo, alejado del ruido e ideal para hacer una parada en el camino y disfrutar del estilo medieval de Aínsa, sin dudas uno de los pueblos más bonitos de la comunidad de Aragón.

La cruz cubierta


cruz cubierta ainsa

La cruz cubierta representa uno de los símbolos más importantes de la villa de Aínsa, y es que en este páramo, se libró la batalla entre musulmanes y cristianos, liderados por García Ximénez, primer rey de Sobrarbe.

La historia cuenta, que aunque los cristianos eran inferiores en número, vieron una cruz ardiendo sobre una carrasca, lo que interpretaron como una señal de Dios y les sirvió como estímulo para derrotar a los musulmanes.

La original fue construida en 1655, pero un vendaval la destruyó en el año 1765, por lo que Carlos III la mandó a reconstruir, al considerarla un símbolo para la provincia de Aragón. Desde entonces, la cruz conserva su estado actual.

Para llegar a ella, debes de cruzar la zona de aparcamientos junto al Castillo de Aínsa y caminar durante unos 15 minutos hasta llegar a la cruz. El sendero es pequeño, así que ten cuidado si decides ir hasta él en coche.

Plaza de Santo Domingo


plaza santo domingo ainsa

Caminando tranquilamente entre las calles de Aínsa, nos topamos con una diminuta plazuela, que incluso podría llegar a pasar desapercibida a ojos del viajero si no es por su preciosa fachada.

Es de esas calles que miras hacia un lado y te detienes automáticamente. Su fachada de piedra, engalanada por plantas de colores y enredaderas nos fascinó muchísimo, así que tuvimos que detenernos y disfrutarla, porque bien merece la pena.

Museo de oficios y artes tradicionales


museo artes ainsa

Si quieres conocer como era la vida en Aínsa en tiempos pasados, una perfecta opción es visitar el museo de oficios y artes tradicionales. Se encuentra en Casa Latorre, en la misma plaza de San Salvador (lo reconocerás enseguida por su gran letrero de la fachada).

En este edificio, de cuatro plantas, podrás descubrir los diferentes herramientas y oficios de la época, como la cestería, la herrería, la hojalatería…

Alojamientos en Aínsa

Si estás buscando pasar la noche en Aínsa, el hotel Sánchez es una de las recomendaciones mejor valoradas por los viajeros que visitan la villa. Aún así, si no encuentras disponibilidad o estás buscando otras opciones, no dudes en echarle un vistazo a nuestro buscador preferido para encontrar los mejores precios en Aínsa.



Booking.com

¿Dónde comer en Aínsa?

codigo travel en ainsa

Si quieres comer en Aínsa, estos son algunos de los lugares más recomendados por los locales y viajeros de la zona. Como podrás comprobar, la mayoría de oferta gastronómica se ubica en la Plaza Mayor de Aínsa, por lo que no tendrás pérdida a la hora de encontrar tu lugar preferido.

  • 📌 Restaurante Callizo Aínsa: Cocina moderna fusionada con la tradicional de alta montaña aragonesa. Posibilidad de elegir entre dos menús: Clásico o moderno. Ubicado en plena Plaza Mayor.
  • 📌 Restaurante Bodegón Mallacán: Para los que busquen la máxima calidad y excelencia. Innumerables galardones y presentes en todas las guías gastronómicas es un imprescindible. Varios salones y precio medio de carta en torno a los 25€. En el centro de la Plaza Mayor.
  • 📌 Restaurante Casa Falceto: Cocina tradicional vasca y española con productos de la tierra. Su terraza en verano es todo un lujo. También tienen un bar, con opciones más económicas como platos combinados y bocadillos.
  • 📌 La carrasca Pintxos: La mejor opción si buscas tapear en Aínsa gracias a sus pintxos y tapas variadas. Precios entre 2 y 20€. Muy próximo a la Plaza Mayor.
  • 📌 Restaurante Casa Fes: Parada obligatoria si buscas una buena carne pirenaica en tu menú. Se ubica en la Plaza Mayor.
  • 📌 Brasería Alberto: Especialidad en carnes de caza, además de tapas, ensaladas y productos de temporada. En la plaza Mayor.

¿Dónde aparcar en Aínsa?

aparcar en ainsa

Nuestra opción más recomendada para aparcar en Aínsa es justo antes de entrar al Castillo. Allí, encontrarás una gran explanada preparada para acoger una gran cantidad de vehículos, por lo que seguramente no tendrás problema alguno.

Eso sí, la zona es de pago y hay máquinas habilitadas para ello. También funcionan por app, lo que consideramos siempre lo más cómodo para no andar con efectivo o ampliar si fuese necesario nuestra estancia.

¿Que ver en los alrededores de Aínsa?

Como hemos dicho anteriormente, Aínsa se puede ver en un día o incluso menos, por lo que puede ser un punto de partida hacia otros pueblos de la provincia de Aragón que también consideramos muy chulos, o de hacer alguna ruta de senderismo.

Rutas por Ordesa y Monte Perdido


El parque Natural de Ordesa y Monte Perdido es uno de los principales atractivos para realizar rutas de senderismo por Aragón. Durante nuestro viaje por los Pirineos, decidimos realizar una de las rutas más famosas de este parque, la ruta de la cola de caballo.

Los paisajes son absolutamente increíbles. Una opción perfecta para estar en contacto con la naturaleza y practicar deporte.

Broto


Otro de los pueblos que más nos gustó. Su coqueto entramado aguarda en sus entrañas una maravilla natural como es la cascada de Sorrosal. Un auténtico torrente de agua de más de 10 metros de altura. ¡Impresionante!

Fiscal


Fiscal es uno de esos pueblecitos de Aragón en los que parece que la vida se detiene. Aquí, no encontrarás turistas ni viajeros, e incluso en ocasiones hasta parece un pueblo fantasma debido a la tranquilidad que se respira.

Aquí, puedes visitar el Arco Pórtico de Janovas, uno de los lugares más mágicos de Aragón.

Torla


A la falda de los Pirineos, un bello pueblo de piedra aguarda a multitud de senderistas y viajeros que se animan a disfrutar de un pueblo idílico de alta montaña. Pasear por sus callejuelas es todo un regalo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad

Información básica acerca de la protección de datos

  • Responsable: Yasser Tirado
  • Finalidad: Gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Destinatarios: Tus datos los guardará Gmail, mi cliente de correo
  • Derechos: Acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos
  • Más información: Puedes ampliar información acerca de la protección de datos en el siguiente enlace:política de privacidad
Ir arriba